Ven para 2015 un aumento de obras

El sector frenaría una caída seguida de 2 años, opinan
MÉXICO (El Universal).- Para el próximo año se prevé que la industria de la construcción logre un moderado crecimiento de 2%, luego que viene cayendo desde 2013, gracias al impulso que le dará la estabilización de la edificación residencial y el Plan Nacional de Infraestructura, comentó Samuel Vázquez, economista en jefe de BBVA Bancomer, al presentar su informe sobre la “Situación Inmobiliaria” en México.

Desde el último trimestre del año 2012 el PIB de la construcción ha estado en descenso. Esta historia continuó en el primer semestre del año actual.

No obstante, los siguientes dos trimestres podrían ser positivos, gracias a que la edificación, el componente más importante del sector, ha comenzado a arrojar señales favorables.

La caída de la edificación residencial comienza a detenerse, mientras que la edificación productiva sigue ascendiendo.

Por otro lado, la obra civil no ha avanzado, pero los planes de inversión en infraestructura serán un estímulo que cambiará la tendencia.

BBVA Bancomer estima que en 2015 el sector prosperará de la mano de más proyectos de inversión en infraestructura y vivienda.

La menor colocación de hipotecas que se observó a la mitad de este 2014 se debe principalmente a una menor demanda efectiva en el segmento de interés social. Por lo que se registró una menor actividad de los institutos públicos, quienes concentran la mayor parte de este mercado. En este contexto, la banca continúa dando más crédito y más barato, con lo que consolida su presencia en los segmentos de vivienda media y residencial. Ahora, también los institutos públicos amplían sus montos de créditos con lo que aumentarán su participación en viviendas de mayor valor. En lo que resta de este 2014, el total del mercado propiamente hipotecario seguirá contenido; mientras que la banca seguirá creciendo.El próximo año podría arrojar mejores resultados con las nuevas estrategias de crédito, pero sobretodo con mayor empleo bien remunerado. El costo del crédito hipotecario ha estado disminuyendo desde hace algunos años, pero la razón obedece más a una mayor competencia entre bancos para obtener mayor participación que a las variaciones en la tasa de referencia. Por lo que la eficacia de esta medida de política monetaria se reflejaría en el mercado de vivienda a través de la construcción al enfrentar menores costos financieros, advirtió Carlos Serrano, economista en jefe de BBVA Bancomer.

La reforma financiera buscó fomentar la competencia entre bancos en el mercado de crédito garantizado mediante la disminución de los costos de movilidad.

Aunque aún hay algunos aspectos por mejorar, en los hechos el número de personas que han cambiado sus hipotecas de un banco a otro se disparó en los primeros seis meses de este año 2014.

El potencial de esta medida se mantiene, las personas que obtuvieron sus créditos hipotecarios con instituciones distintas a la banca comercial pueden disminuir el pago de sus deudas con un crédito bancario.

La mayor movilidad no sólo beneficia a los deudores de créditos garantizados, también a las instituciones que otorguen créditos más económicos; ya que podrán aumentar su participación y estarán en mejor circunstancias para retener a sus clientes, se explicó.